miércoles, 21 de mayo de 2014

Un bebé mamut de 42.000 años se exhibe en Londres

Lyuba,el  bebé mamut
Lyuba, el  bebé mamut
 Lyuba tenía alrededor de un mes de vida cuando murió hace 42.000 años.

Es el mamut más completo del mundo, tan perfectamente conservado que hasta hay restos de leche materna en su estómago.

"Es hermosa", dijo el paleontólogo Adrian Lister al abrir la caja en la que Lyuba, una hembra, llegó esta semana a Londres para ser exhibida en el Museo de Historia Natural de la capital británica.
La antigua criatura viajó en un arca especialmente diseñada desde el Museo Shemanovsky de Yamalia-Nenetsia, en el círculo polar ártico.


"Fue una experiencia emocionante estar cara a cara con un bebé mamut de la Edad de Hielo", dijo Lister.
"Ver de cerca a un mamut tridimensional es absolutamente extraordinario".

Desde Siberia con amor


La pequeña cría fue hallada en 2007 por un pastor de ciervos y su hijo en la península rusa de Yamal, en Siberia, y recibió su nombre en honor a la esposa del descubridor: Lyuba, que en ruso quiere decir amor.
Los científicos encontraron restos de barro en su trompa y por eso creen que se ahogó mientras tomaba agua, tal como reporta Sarah White, de la BBC.
Lyuba, la bebé mamut, en el Museo de Historia Natural
Los expertos del Museo de Historia Natural
 se emocionaron al abrir la caja 
 en que viajó Lyuba.
Mide 85 cm de alto y 130 cm de largo, y está tan bien preservada que incluso sus órganos internos están intactos.
Sólo le falta la cola, que parece haber sido arrancada por otros animales.
Su cuerpo parece un poco desinflado, algo que según Lister se debe a que fue momificada bajo el peso de hielo por tanto tiempo.
Sepultada en el barro y luego congelada, así se conservó hasta su descubrimiento en la orilla del río helado Yuribei.
Los expertos la consideran como el espécimen más completo jamás hallado.
Los mamuts aparecieron por primera vez en el Plioceno, hace alrededor de 4,8 millones de años. El cambio climático y la caza son dos de los factores que pueden haber llevado a su desaparición hace unos 5.000 años.
Lyuba podrá ser apreciada por el público en el museo londinense desde el 23 de mayo hasta el 7 de septiembre.

No hay comentarios :

Publicar un comentario