sábado, 8 de febrero de 2014

China abre su cuarta estación de investigación en la Antártida

China ha abierto su cuarta estación de investigación en la Antártida, después de casi dos meses de trabajos de construcción, ha anunciado la Administración Estatal Oceánica.




Imágen de la Antártida. EFE


La nueva base, llamada Taishan (como una de las montañas sagradas en China, en la provincia oriental de Shandong), se encuentra a una altitud de 2.600 metros entre las estaciones chinas de Zhongshan y Kunlun, que le darán apoyo logístico.

Taishan podrá acoger hasta 20 personas durante la época de verano en el continente austral, de manera que será utilizada cada año entre los meses de diciembre y marzo, para estudiar la geología, los glaciares, la atmósfera y el magnetismo terrestre en la Antártida.

La estación ha sido equipada con una pista para aviones, especialmente diseñada para la nieve y el hielo.

Según lo previsto por las autoridades chinas, Taishan estará en servicio unos 15 años.

La apertura de esta cuarta estación antártica responde al interés de China por aumentar su presencia en el continente, así como en el Ártico, una región rica en recursos naturales.

Como parte de esta estrategia, el país asiático también pretende poner en funcionamiento un nuevo rompehielos, después del incidente ocurrido con el único que tiene en funcionamiento hasta el momento, el Xue Long (“Dragón de nieve”) en enero, cuando se quedó atrapado unos días en la Antártida después de haber rescatado a 52 pasajeros de un navío ruso que corrió la misma suerte.

El nuevo rompehielos, que, según lo previsto, entrará en servicio este mismo año, será más pequeño que el Xue Long pero tendrá mejores sistemas de alimentación, y estará dotado con cuchillas en proa y popa que le permitirán retirar hielo de hasta metro y medio de espesor.

Al contrario que el Xue Long, comprado en Ucrania en 1993 y vendido a China un año más tarde, el nuevo buque de investigación será fabricado y diseñado en el país asiático, si bien en el diseño participarán otros países con experiencia en barcos rompehielos, y estará principalmente enfocado a labores de investigación con laboratorios en su interior a diferencia del Xue Long, originalmente previsto para transporte.

Entre otros, el Xue Long se empleó para recoger muestras del núcleo de hielo a gran profundidad en la llamada Cúpula A, la mayor elevación del Polo Sur. EFEFuturo

No hay comentarios :

Publicar un comentario